breaking news New

Por su política de encarcelamiento Fracasa Trump en unir hijos migrantes con sus padres

Migrantes-ninos1

Nota Novedades News

Dallas, Tx.- La política migratoria de “Cero Tolerancia” del Presidente Donald Trump ha sido calificada de “fracaso” por parte de reconocidos políticos y organizaciones humanitarias al acusar al Gobierno Federal de no poder reunificar a los padres indocumentados con sus hijos menores de cinco años en la fecha límite que dictaminó en días pasados un juez federal, que concluyó ayer martes. Según estas instituciones pro inmigrantes, la Administración Trump continuaba ayer martes a cuentagotas un lento proceso de reunificación de 102 niños menores de cinco años que fueron separados de sus padres en la frontera sur el mes pasado, agravando la ansiedad y zozobra de padres inmigrantes que exigen ver pronto a sus hijos. Durante una audiencia ayer (martes) ante el juez federal en San Diego (California), Dana Sabraw, las autoridades federales indicaron que sólo cuatro niños inmigrantes, de un total de 102 menores de cinco años bajo custodia federal, habían sido entregados a sus padres antes del plazo de hoy (ayer) que el magistrado había dado para su reunificación. Otros 34 niños podrían ser entregados antes de que concluya la jornada del martes, pero la cifra se queda corta ante el plazo que había dado Sabraw para todos los 102 menores de cinco años. El siguiente plazo será para la reunificación del resto de los cerca de 3,000 niños y jóvenes dispersos en los albergues de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR) del Departamento de Salud y Recursos Humanos (HHS), y que permanecen en el limbo. Sabraw realizó ayer una audiencia con las partes en litigio para obtener datos actualizados del caso de los menores de cinco años, y dejó en claro que no extenderá los plazos para la reunificación familiar. “Estos son plazos firmes, no son aspiraciones” y el gobierno tiene que agilizar los pasos, aseveró Sabraw. Según documentos oficiales, de los cuatro niños regresados con sus padres, uno fue entregado a un padre puesto en libertad por la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), dos fueron entregados a sus padres que también están libres –aunque con cónyuges aún bajo custodia o deportado-, y el último fue deportado junto con su hermano mayor, con el permiso de su padre aún detenido.

PADRES ENCARCELADOS De los 64 niños menores de cinco años restantes, 51 tienen a padres aún en centros de detención de ICE y que reúnen los requisitos para la reunificación, incluyendo los 34 que ya fueron sometidos a una revisión de antecedentes y a pruebas de ADN para confirmar su parentesco. Ante críticas de grupos cívicos de que los niños fueron trasladados lejos de sus padres de forma “cruel” y “deliberada”, la reunificación se llevará a cabo cerca a los albergues donde están alojados los menores, y los padres puestos en libertad tendrán que utilizar grilletes electrónicos en los tobillos para su monitoreo, según ICE. Durante una llamada telefónica con periodistas, Matthew Albence, un subdirector a cargo de las operaciones de detención y deportación de ICE, precisó que las familias puestas en libertad pasarán a un programa de detención alternativa, que obligará a los padres usar esos dispositivos electrónicos. Es, por lo demás, el reclamo que han hecho durante años líderes demócratas y activistas de la comunidad inmigrante, al asegurar que hay alternativas más humanas y menos costosas a la detención indefinida de los inmigrantes indocumentados. Por su parte, HHS explicó en un comunicado el proceso de reunificación y afirmó que algunos padres no recuperarán a sus hijos por tener antecedentes relacionados con abuso infantil, contrabando de menores, delitos de drogas, condenas por robo, o cargos de homicidio. En algunos casos, los adultos ad-mitieron que en realidad no eran los padres de los menores en cuestión. Entre los padres que tampoco califican para la reunificación a corto o largo plazo figuran algunos que ya fueron deportados, o están en cárceles locales o estatales; otros que reciben tratamiento por enfermedades contagiosas, y otros para los cuales no se ha establecido parentesco, según HHS. La agencia dijo que trabajará con los demandantes para determinar qué hacer en el caso de padres que ya fueron deportados.

BENEPLACITO DE ACLU La Unión de Libertades Civiles de EEUU (ACLU), que entabló una demanda colectiva contra la separación de familias y logró el fallo favorable de Sabraw el pasado 26 de junio, celebró que el magistrado se haya mantenido firme con la Administración para que cumpla con los plazos, o afronte posibles sanciones. “El tribunal no podría haber sido más claro de que no es aceptable seguir con lo de siempre. La Administración Trump debe reunificar a los niños con sus padres”, dijo Lee Gelernt, subdirector del Proyecto de Derechos de los Inmigrantes de la ACLU. El grupo cívico entabló una demanda para exigir la reunificación de “Ms L”, una madre congolesa, con su hija de siete años, que había sido separada y trasladada a 2,000 millas de distancia. Ambas fueron reunificadas en marzo pasado, pero la demanda colectiva ahora incluye a otros inmigrantes y prosigue su curso en los tribunales. Según las instrucciones de Sabraw, las pruebas de ADN sólo podrán hacerse cuando haya una razón genuina para dudar del parentesco de padres e hijos y no existan otros medios para comprobarlo, y las pruebas no podrán ser archivadas en las bases de dato del gobierno federal. Sabraw ha programado otra audiencia para el próximo viernes, y pidió que la Administración ponga en marcha un plan eficaz para verificar la identidad de las familias y reunificarlas cuanto antes posible.

NUEVO REVES CONTRA TRUMP Además de tener que cumplir con las órdenes de agilizar la reunificación de las familias, la Administración Trump sufrió otro revés después de que la jueza federal en Los Angeles (California), Dolly Gee, rechazara la solicitud del gobierno de modificar el llamado “Acuerdo Flores” de 1997 para permitir la detención prolongada de las familias. Gee afirmó que la exigencia de la Administración de alterar el acuerdo -que prohíbe la detención de menores por más de 20 días- es un “esfuerzo cínico” de evadir responsabilidad por la política migratoria y echar la culpa al sistema judicial. Antes de emprender una gira por Europa, el presidente Trump defendió su política de “Tolerancia Cero” en la frontera y reiteró que la “solución” a la crisis y la separación de familias es que la gente “no entre a nuestro país ilegalmente”. La hija del presidente Donald Trump, Ivanka fue la última funcionaria de la administración del magnate en ser acosada públicamente por manifestantes en una campaña por denunciar su complicidad con las recias políticas migratorias del gobierno actual. Ivanka Trump fue recibida rabiosamente por un grupo de manifestantes en Syracuse, Nueva York el lunes anterior, después de una reunión con el representante republicano John Katko para discutir la educación vocacional y el desarrollo laboral. De acuerdo con el Syracuse Post-Standard, unas 100 personas se reunieron afuera del Instituto de Tecnología en la Escuela Secundaria Central de Syracuse, donde se llevó a cabo la conversación, cantando “Vergüenza” y “¿Qué pasa con los niños?”. Algunos manifestantes también portaban pancartas denunciando a Katko y gritaban consignas llamándolo cómplice de las políticas de la Administración Trump. Muchos de los manifestantes gritaban cánticos dejando clara su molestia por la separación de familias inmigrantes en la frontera sur y culparon fuertemente la complicidad de Ivanka Trump con las políticas inhumanas de su padre.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register