breaking news New

Muro o seguirá cierre del Gobierno, advierte Trump

trump21

Dallas, Tx.- El Gobierno Federal sigue cerrado por la falta de acuerdo entre el Congreso y el presidente Donald Trump. Y podría estarlo por “meses o incluso años”, según le dijo el mandatario al senador Chuck Schumer. Trump no está dispuesto a ceder si no le aprueban dinero para financiar el muro en la frontera sur con México. Pero el propio Trump amenazó con otra solución radical: declarar una emergencia nacional que obligará a la construcción del muro sin la necesidad de la aprobación de fondos por parte del Congreso. “Lo puedo hacer si quiero”, advirtió Trump en una rueda de prensa al ser preguntado sobre esa posibilidad, debido a la negativa de los demócratas -que ahora controlan la Cámara de Representantes- a aprobar la financiación del muro. El mandatario hizo esta afirmación a los periodistas en la Casa Blanca después de reunirse con los líderes demócratas del Congreso para tratar el cierre parcial de la Administración, que dura ya dos semanas y que mantiene una cuarta parte del Gobierno paralizado. “Podemos declarar una emergencia nacional y construirlo muy rápidamente. (…) No lo he hecho, pero quizás lo haga. Pero si podemos hacerlo a través de una negociación, lo vamos a intentar”, argumentó Trump.

MURO DE ACERO Durante su intervención, el mandatario sopesó la idea de construir una “poderosa estructura de metal” como alternativa a un muro de hormigón, aunque no dio más detalles al respecto. “Hemos explicado que lo que necesitamos son $5,600 millones de dólares. Estamos hablando de seguridad nacional, no es un juego. (…) No vamos a abrir el Gobierno hasta que este problema esté resuelto”, insistió. La Administración está parcialmente cerrada desde el pasado 22 de diciembre debido a que la negociación entre republicanos y demócratas en el Congreso se bloqueó por la exigencia de Trump de que el proyecto de presupuestos incluya una partida de más de $5,000 millones de dólares para financiar el muro fronterizo. La actitud inamovible de Trump respecto a la construcción del muro, que fue una de sus promesas electorales estrella, y la negativa continua por parte de los demócratas para pactar sobre esta cuestión, ha llevado al Gobierno a estar parcialmente cerrado 14 días. La parálisis administrativa afecta a agencias de diez departamentos del Ejecutivo, incluyendo Transporte y Justicia; así como a decenas de parques nacionales, que suelen ser una gran atracción turística. Además, perjudica a unos 800 mil de los 2.1 millones de trabajadores federales, que no cobrarán mientras permanezca cerrado el Gobierno y están a expensas de la aprobación de un nuevo presupuesto.

IRONIA DE TRUMP La seguridad fronteriza es irónicamente una de las funciones del Gobierno de los Estados Unidos más afectadas por el cierre parcial de la Administración que persiste por la insistencia del presidente Donald Trump en que el Congreso apruebe una millonaria financiación para el muro en la frontera con México. Mientras la atención se divide entre la Casa Blanca y los líderes demócratas, funcionarios, abogados especializados y expertos han advertido a medios locales sobre posibles demoras en procesos judiciales relacionados con migración o de la situación de los agentes de la Patrulla Fronteriza y de seguridad de los aeropuertos que deben trabajar sin recibir remuneración. E-Verify, el sistema consultado por numerosas empresas para evitar contratar indocumentados, no está disponible, al tiempo que la lista de funciones en suspenso aumenta con el paso de los días y abarca desde la no publicación de datos agrícolas hasta el cierre de atracciones como parques, museos y zoológicos. El portavoz del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Tyler Houlton, descartó que las operaciones de seguridad en los aeropuertos se hayan visto afectadas por el presunto aumento de permisos por enfermedad de los empleados.

“NOTICIAS FALSAS” El funcionario reaccionó así a un informe difundido por la cadena CNN, según el cual centenares de trabajadores de la Administración de Seguridad del Transporte (TSA) han informado en sus trabajos de su ausencia por enfermedad. La versión periodística, que cita a funcionarios de TSA y del sindicato de empleados de esa agencia, advirtió de esta situación en los aeropuertos John F. Kennedy de Nueva York, Dallas- Fort Worth, así como Charlotte y Raleigh-Durham, de Carolina del Norte. Houlton señaló que se trata de una “noticia falsa” y de una tergiversación de las estadísticas. Un portavoz de TSA citado por la publicación The Hill admitió un aumento de las ausencias, que atribuyó en algunos casos a que los empleados no pueden pagar el cuidado de sus niños. La fuente descartó que la seguridad en los aeropuertos se vea afectada e incluso destacó que un 99.8 % de los más de 2.2 millones de pasajeros que se movilizaron por día esperaron menos de 30 minutos en las revisiones. MIEDO Y MOLESTIA También agentes de la Patrulla Fronteriza dedicados a custodiar la frontera suroeste y de inmigración están trabajando sin recibir su pago. “Están molestos y tienen miedo”, ilustró el presidente del Sindicato de Empleados del Tesoro Nacional, Tony Reardon, citado por la Radio Pública Nacional (NPR) y quien representa a unos 30,000 oficiales de Aduanas y Protección Fronteriza. Reardon lamentó que estos oficiales estén haciendo su trabajo por el país, sin saber si podrán llevar comida a su mesa. Desde el pasado 22 de diciembre, el Gobierno de Trump enfrenta su tercer cierre parcial administrativo en tanto que persiste el desacuerdo con los demócratas en torno al presupuesto. Trump reclama que el proyecto de presupuestos incluya una partida de más de 5,000 millones de dólares para financiar el muro entre su país y México, lo que ha sido rechazado por los demócratas, que desde el jueves retomaron la mayoría en la Cámara de Representantes.

“TREMENDA IRONIA” La parálisis alcanza también uno de los temas sensibles para el Gobierno de Trump, la migración, ya que gran parte de los tribunales encargados del tema están cerrados. La juez de migración y vicepresidenta de la Asociación Nacional de Jueces de Inmigración, Amiena Khan, consideró una “tremenda ironía” que el sistema se vea afectado por un cierre que busca aumentar la seguridad fronteriza, según declaraciones recogidas por ABC. Y los damnificados crecen, ya que la sequía de recursos, según medios locales, ha obligado a paralizar algunas funciones del Departamento de Agricultura, de la Comisión Federal de Comunicaciones, de la Administración de Pequeños Negocios, así como atractivos turísticos aparentemente ajenos a la disputa política.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register