breaking news New

Otorga EU 30 mil visas a trabajadores temporales

8 mayo novedades visa

Dallas, Tx.- A pesar de la dura política migratoria el gobierno de Donald Trump su administración planea permitir que 30,000 trabajadores inmigrantes regresen al país hasta septiembre para realizar trabajos de temporada.

Los detalles del plan están en un borrador de regla obtenido por la agencia AP el cual asegura que los beneficiarios serán las empresas de pesca de ostras, pescadores, madereros y hoteles de temporada, incluido el club Mar-a-Lago de Trump en Florida.

Estos sectores usan este tipo de visas para contratar a inmigrantes para un trabajo temporal, el cual aseguran los ciudadanos estadunidenses no quieren realizar.

Estas visas son conocidas como H-2B y sólo se destinarán a los trabajadores extranjeros que regresaron y que ya han recibido la visa en los últimos tres años.

Las autoridades dijeron que dichos trabajadores ya han tenido verificaciones de antecedentes, son confiables y no pueden quedarse sin su visa por el gran detrimiento que esto generaría en diferentes sectores de la economía.

USCIS comenzará a recibir solicitudes de los empleadores en nombre de los trabajadores una vez que la regla temporal se publique en el Registro Federal, lo cual se espera ocurra este miércoles (hoy), infomó AP.

No es un secreto que el estado actual de la economía en Estados Unidos ha hecho cada vez más difícil para los empleadores encontrar trabajores temporales.

Es por esta razón que se critica que el número de visas estacionales sea de solo 66,000 por año presupuestario. Muchos empresas y legisladores dicen que el límite de esta visa está muy desactualizado, por lo cual reciben con buenos ojos el anuncio del gobierno.

Por su parte grandes críticas ha despertado Trump y sus propiedades ya se han beneficiado tanto de los trabajadores de temporada con visas H-2B como de trabajadores indocumentados, a pesar de haber promovido una política de “compra americano, contrata americano”.

EXTRANJEROS

DEPORTABLES

El Tercer Circuito dictaminó que un abogado de origen nigeriano condenado por estafar a bancos y a una persona no podrá impedir que la Oficina de Prisiones (BOP, en inglés) lo integre a una lista de “extranjero deportable”.

El caso de Eric Abakporo comenzó en 2013, cuando fue hallado culpable de los cargos de fraude en el Distrito Sur Federal de Nueva York, donde recibió una sentencia de 72 meses de cárcel y la orden de pagar $2.5 millones de dólares en restitución.

Además de buscar una reducción de sentencia, el nigeriano, quien es abogado, quiso que la Oficina de Prisiones lo retirara de la “lista de deportables”, un procedimiento interno de la BOP, que permite a agentes de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) iniciar el trámite de deportación.

Abakporo aseguró que el delito por el que fue sentenciado no formaba parte de la clasificación de “persona deportable” que integra la Ley de Ciudadanía y Nacionalidad (INA, en inglés), porque sus faltas “no califican como ofensa para ser deportado”, asegurando que su fraude era “agravado”, ya que sus hechos no resultaron en daños por más de $10,000 dólares a sus víctimas.

El juez Kim R. Gibson integró en su opinión la clasificación de INA de una “persona deportable” y señaló que la Oficina de Prisiones puede determinar a qué reos puede integrar a ese proceso para que ICE inicie los procedimientos.

“Un preso hombre o mujer que no sea ciudadano de los Estados Unidos. A todos los detenidos a largo plazo se les aplicará este PSF (plan de deportación)”, citó el juez Gibson. “Cuando se aplica, el recluso o el detenido a largo plazo se alojará en al menos una institución de nivel de seguridad baja”.

Agrega que no se aplicará sólo si ICE expresa que no hay motivos para que se proceda a la deportación.

El juez Gibson negó la apelación de Abakporo, lo que colocaría al nigeriano en proceso de expulsión, cuando termine su condena en Estados Unidos.

RESIDENCIA

PERDIDA

La Residencia Legal Permanente (LPR, en inglés) es un estatus que permite a extranjero residir en los Estados Unidos, con prácticamente todos los derechos de un ciudadano estadunidense.

Sin embargo, hay un grupo de personas –cuyo número se desconoce– que tiene dicho estatus y lo utiliza como una visa de ingreso a los Estados Unidos, es decir, no residen en el país, sino que viaja a éste cada cierto periodo, por temporadas cortas, a veces durante unos días.

Un reporte de Univisión indica que a esas personas las autoridades podrían revocarles, en cualquier momento, su “green card”, ya que no estarían cumpliendo con el requisito de residir en Estados Unidos.

“Si una persona pasa más de seis meses fuera, regresa por un par de días y vuelve a viajar por otros seis o siete meses y así sucesivamente, puede ser que en algún momento cuando ingrese al país, el agente de la Oficina de Inmigración y Control Fronterizo (CBP, en inglés) lo detenga y cuestione su residencia en el país”, expuso a la televisora José Guerrero, abogado de Inmigración.

Señaló que si el oficial considera que ese inmigrante no reside de manera permanente en EU podría emitirle una Notificación de Comparecencia (NTA, en inglés), es decir, un juez determinaría si ese extranjero puede mantener su “green card” o la retiraría.

El experto y la propia oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración (USCIS) advierten a los extranjeros que buscan residir en Estados Unidos, que portar una “green card” conlleva obligaciones, incluido el tiempo en el territorio nacional.

“Una de las exigencias de la ‘green card’ es que el extranjero debe residir permanentemente dentro de Estados Unidos”, acotó. “Por tanto, no debe usar la tarjeta verde como una visa para entrar a Estados Unidos, cuando lo cierto es que está viviendo en el extranjero”.

Si una persona se encuentra bajo esta circunstancias, ya sea por su trabajo u otras razones personales, deberá consultar con un abogado para evitar problemas serios.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register