breaking news New

CLAVE: SANTO O VIRGEN

banners sin foto-11

Nunca de los nunca me habían puesto en este dilema y creo que esta vez no me escapo. No quiero tener enemigos gratis… y menos comprados. Así que voy a tener mucho cuidado en lo que te voy a responder. No me gustaría tomar partido, porque al hacerlo me voy a comprometer y voy a quedar bien con unos, pero mal con otros… de todas maneras no es posible darles gusto a todos (en otras palabras, me vale madre) Antes que nada, quiero ser sincero. De religión no sé nada, así que no te fies mucho de lo que te voy a decir.
Una de las preguntas que me hace es:
A quien recomiendo para pedir un favor… ¿a un santo o a una virgen? Vaya pregunta, con ganas de tener problemas para donde te muevas.
Si me preguntas que es lo que yo haría… no me lo vas creer, pero no me gustan los intermediarios… mejor me voy directa con quien tenga que hablar y me quito de problemas. Si le pides a un santo… se le puede olvidar lo que le pides. Aunque finalmente si lo vaya a hacer… quien sabe la verdad. Si le piden a una virgen… ya sabes cómo son las mujeres, todo lo quieren saber y si no les dices puede ser que nunca te hagan el favor. Te imaginas si le pides a una virgen… te va a preguntar: como, cuando y donde. Un santo no creo que le importe mucho hacer esas preguntas. Es más, creo que si lo comparamos con la virgen entendería muy bien a los hombres si le piden a él. Y una virgen, creo que entendería muy bien a las mujeres. Lo que te quiero decir es que: los santos con los hombres y las vírgenes con las mujeres. Total. Entre mujeres se entienden mejor. Ahora que si en caso de que ni el santo ni la virgen contesten ya saben a quienes echarle la culpa, y esto ya es un gran alivio.

CLAVE: SOLUCION.
Hija, antes que nada, quiero decirte que todas las cosas tienen solución, menos la muerte. Así como lo estas leyendo, todo tiene solución menos la muerte. No sé si ya te llegó mi libro titulado: “Arreglando mis Problemas a Trancazos, Patadas o Balazos”. Pero de que tienen solución… tienen solución. Ahora, lo que tienes que aprender es que muchas de las cosas por más que le busques no le vas a encontrar la solución. Y no le vas a encontrar solución no porque no la tenga, sino porque esa es la solución. No sé si me estas entendiendo, pero de todas maneras te voy a explicar a ver cómo le hago para explicarme.
¿Sabes en donde está el problema? En nosotros. Que muchas veces no nos gusta el resultado porque pensamos o queremos que sea a nuestra manera. Este libro te va a cambiar tu manera de ver las cosas. Es más, con decirte que el Dr. Cesar Lozano ya me mandó pedir CDs y DVDs de este libro… y los está regalando a su fiel audiencia, que como no tienen qué hacer se ponen a escucharlo todos los días… pero eso es problema de ellos. Como te estaba diciendo, hay veces que los problemas se solucionan con amor, otros con un poco de esfuerzo y los que no pues a patadas, mordidas, pellizcos y balazos, pero de que se arreglan se arreglan. Tengo mi filosofía muy personal que se la copié a mi maestro chino-mandarín *&^%$*#%( no lo sé escribir en chino, pero más o menos así se pronuncia. Me enseñó que: “si las cosas tienen solución ¿para qué te preocupas? Y si no tienen… ¿para qué te preocupas”, sencillo ¿no? Claro que tienes que tener mucha sabiduría para saber qué es lo que tienes que hacer. No es que primero pruebas a patadas y si no se soluciona siguen los pellizcos y vienes terminando a balazos. No, esto no funciona así. Para eso es mi libro, para que tengas mucha sabiduría para saber que método tienes que usar… ¿estamos?

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register